Prepara tus labios para amor y amistad

Los labios hacen parte de nuestro rostro, un buen cuidado de esta refleja salud y esta belleza, sin embargo es poco lo que conocemos sobre esta sensual y delicada zona. No te olvides de ellos.

¡Aprende como cuidarlos!

Para mantener unos labios hermosos no es necesario realizar procedimientos quirúrgicos arriesgados y con efectos perjudiciales para la salud, basta con que tengas en cuenta las siguientes características y recomendaciones.

  • Los labios están conformados por gran cantidad de capas delgadas de piel que los protegen y cubren, estas pequeñas capas hacen que los labios sean una zona muy delicada.

  • El color se debe a la irrigación sanguínea que posee, es decir, en los labios hay una gran cantidad de venas y arterias, por esto cuando los labios están resecos y se agrietan, sangran con facilidad.

  • También posee una gran inervación sensitiva, es decir terminaciones nerviosas, lo que hace que la piel de los labios sea muy sensible y la suavidad de los productos que utilicemos en esta área es esencial.

  • Esta parte de la piel no tiene la melanina responsable de protegernos frente a los rayos solares, por esto es necesario utilizar productos con filtro solar que nos ayuden a contrarrestar la ausencia de esta protección natural.

  • Además los labios no poseen glándulas sudoríparas ni sebáceas que son los encargados de mantener la termorregulación y la humedad, por esto es necesario mantener la hidratación con barras hidratantes para labios.

RECOMENDACIONES

Ingerir agua: la hidratación es fundamental, y si hay deshidratación internamente esta se refleja en todas las partes del cuerpo.


No lamerse: el pasarse la saliva por los labios contrario a lo que se piensa produce mucha más resequedad, esto se debe a que retira la grasa o humectación circundante, además su composición de enzimas y un pH ligeramente acido ayudan a retirar la poca humectación que ha adquirido.


Ojo con algunas sustancias demasiado ácidas, pueden producir mayor resequedad en los labios, las cremas dentales fuertes, la sal, la pimienta, el alcohol y el cigarrillo, también pueden promover la resequedad.


Para mantener unos labios renovados, utiliza un cepillo de dientes suave para frotarlos, realizando una vez por semana, con el objetivo de eliminar células muertas. Es eficaz, pero en este caso si es muy importante aplicar después una barra hidratante para labios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
1
¡Hola! ¿Quieres saber más sobre nuestros productos o tener una asesoría personalizada? Hablemos por WhatsApp.